EsSalud revela que 30 % de pacientes en rehabilitación cardíaca en el INCOR padece de hipertensión y recomienda circuito saludable para prevenir peligrosa enfermedad

La hipertensión es un mal silencioso, que no siempre presenta síntomas o señales de alerta. Esto ocurre cuando la sangre tras ser bombeada al corazón, ejerce un alto nivel de presión sobre las paredes de las arterias, condición que incrementa las posibilidades de sufrir enfermedades cardíacas. El equipo de Rehabilitación del Instituto Nacional del Corazón – INCOR presentó en sus instalaciones un circuito saludable que tiene como finalidad concientizar a la población sobre la importancia de prevenir esta peligrosa enfermedad.

La Dra. Jessica Espinoza, médico de rehabilitación cardíaca del INCOR, explica que las primeras consecuencias de la hipertensión las sufren las arterias. Estas se endurecen a medida que soportan la presión arterial alta, de forma continua, se hacen más gruesas y puede verse dificultado al paso de sangre; por ello la hipertensión constituye una de las causas principales de muerte prematura.

“Entre las consecuencias que puede generar la hipertensión, están los daños cardíacos graves. Demasiada presión endurecía las arterias, reduciendo el flujo de sangre y oxígeno que llega corazón. Dolor de pecho, infarto, insuficiencia cardíaca, ritmo cardiaco; son los principales eventos cardiovasculares que se podrían producir”, explicó la especialista de EsSalud.

Aunque todavía no se conocen las causas específicas que provocan la hipertensión arterial, esta se ha relacionado con una serie de factores que suelen estar presentes en la mayoría de las personas que la padecen. Además de la predisposición genética, personas con malos hábitos alimenticios, altos niveles de estrés, consumo excesivo de alcohol, uso de ciertos fármacos y un estilo de vida muy sedentario, nos pueden exponer a sufrir de presión alta.

Ya que ha sido calificada como una enfermedad silente, es difícil enumerar síntomas específicos. Sin embargo, muchos de los pacientes diagnosticados con hipertensión, han referido la presencia de cefaleas o dolores de cabeza repentinos, que ponen en alerta al paciente y lo llevan a medirse la presión.
En este punto es importante indicar la manera correcta de tomar la presión arterial, para un resultado claro. “El paciente debe estar sentado, con ambos pies al nivel del suelo y el brazo en 90 grados. Es importante que el paciente haya miccionado y esté de 5 a 10 minutos en reposo,

El circuito saludable del INCOR

La Dra. Espinoza recomienda no solo llevar una alimentación saludable, que incluya frutas verduras y 8 vasos diarios de agua, sino también evitar los productos envasados con alto contenido de sodio. El circuito saludable para evitar la hipertensión consiste en evitar el consumo de tabaco y alcohol, hacer dietas nutritivas, controlar el peso y realizar ejercicios. “En el caso de la actividad física, se recomienda las caminatas y diversos ejercicios al menos por 30 minutos diarios, cinco veces a la semana” puntualizó la Dra. Espinoza.

Según la Organización Mundial de la Salud, la hipertensión arterial afecta más del 30% de la población adulta mundial y es el principal factor de riesgo para padecer enfermedades cardiovasculares, pero también enfermedad renal crónica, insuficiencia cardíaca y hasta demencia. En virtud a ello, el lema para este ¡Mide tu presión arterial, contrólala y vive más!

El Instituto Nacional del corazón atiende de 800 a 1000 pacientes por año, en rehabilitación cardíaca. De ellos, el 30% padece hipertensión arterial alta, por ello recomienda mejorar los hábitos de vida y controlarse la presión periódicamente.

A %d blogueros les gusta esto: