Minsait apuesta por la hiperautomatización para optimizar los procesos de negocio y ser más eficientes ante demandas y emergencias en el mundo post COVID

Uno de los principales retos que día a día enfrentan las empresas, y que se ha incrementado con la expansión del Covid-19, sin importar el sector o actividad que realizan, es optimizar sus procesos para mejorar su rendimiento, reducir costos operativos y tomar las decisiones adecuadas con base en información precisa y certera, con el fin de lograr mejores resultados para el negocio.

Entendiendo esta realidad, Minsait, una compañía de Indra, ha focalizado gran parte de sus esfuerzos en desarrollar un amplio portafolio de soluciones y servicios que brindan a las organizaciones la capacidad de reenfocar la carga de su capital humano para destinar más tiempo a actividades de importancia estratégica y de mayor valor para el negocio.

Hasta ahora, la Automatización Robótica de Procesos (RPA) y la Gestión de casos (Case Management) han sido algunas de las principales tecnologías empleadas por las empresas para ser más eficientes en este sentido. No obstante, la permanente evolución del entorno actual, marcado por el Covid-19 y caracterizado por la ineludible transformación digital, la necesidad de agilizar los procesos y minimizar los errores, y el aumento en los volúmenes de información y datos, exige la adopción de nuevas soluciones que ayuden a responder a dichas exigencias de forma eficaz y confiable.

¿Qué es la hiperautomatización?

La hiperautomatización hace referencia a un ecosistema de soluciones E2E (End-to-End), que combina diferentes tecnologías con el objetivo de adquirir o potenciar las capacidades para analizar, diseñar, automatizar, medir, monitorizar y reevaluar los procesos sobre los que se soportan las decisiones estratégicas que toman las compañías. Así, la eficiencia operativa es el resultado final de la hiperautomatización, puesto que se reduce el margen de error y se obtiene información más precisa, lo que contribuye a cumplir metas en menores tiempos.

Las compañías que apuestan por la hiperautomatización logran que sus sistemas, interfaces y softwares realicen procesos operativos cada vez más complejos y evolucionen por sí mismos para adaptarse a nuevos cambios, lo que se traduce en una oportunidad para una gestión más eficaz del talento humano. En ese sentido, la correcta articulación con otros sistemas tecnológicos permite que las personas puedan liberarse de cargas operativas, repetitivas y rutinarias para concentrarse en aspectos estratégicos de negocio a partir de la interpretación de información ya procesada.

“Bajo el nuevo escenario de cambio continuo, la hiperautomatización surge como aliado clave del presente y el futuro empresarial porque brinda la posibilidad de incorporar y unificar el funcionamiento de diferentes tecnologías con el fin de lograr mejores resultados. El objetivo es que la Inteligencia Artificial, el Machine Learning o el RPA funcionen de forma conjunta para ejecutar labores operativas de complejidad baja, mediana y alta con poca o nula supervisión humana, para que así las personas se dediquen a analizar y tomar más y mejores decisiones” señaló José Germán Núñez, director de Tecnologías Avanzadas de Minsait en Perú.

Para atender las necesidades en hiperautomatización en el país, Minsait tiene un Centro de Excelencia, cuenta con más de 100 profesionales en RPA e inteligencia artificial y se soporta en una red de despliegue global para responder a la demanda local e internacional. En conjunto, todo lo anterior permite ofrecer un acompañamiento integral a los clientes desde la etapa de análisis y diagnóstico de la situación inicial, hasta la etapa de implantación y mejora continua una vez ya se han implementado las tecnologías.

Sectores y casos de éxito

Mediante la Hiperautomatización, avanzó la experta de Minsait, la compañía de TI ha logrado ya grandes avances en determinados sectores de actividad. “Optimizamos procesos de front y back de ventas y gestión de incidencias en operadores de telecomunicación generando ahorros de decenas de millones de euros. Hemos ayudado a gestionar la avalancha de solicitudes de ayudas por la pandemia Covid en tiempo y forma para las administraciones públicas, gracias a la combinación de Robotización, Procesamiento Lenguaje Natural y Chatbots. Hemos liberado decenas de miles de horas al año en procesos de altas y comunicación con clientes de algunas de las principales aseguradoras. Ayudamos a alguna de las empresas energéticas más grandes del mundo en optimizar procesos de negocio y securizar infraestructuras críticas con Visión Artificial y Robotización. Y también hemos liberado miles de horas, así como hemos reducido el tiempo de alta de crédito en un 60% en entidades financieras del sector de automoción en 8 países de Europa”, explicó Núñez.

La hiperautomatización puede ser empleada y aprovechada por cualquier compañía que maneja y debe procesar grandes volúmenes de información o datos (estructurados, no estructurados, físicos o digitales), sin importar el sector en cual se ciñen sus actividades económicas. La conversión de esta gran magnitud de información en conocimiento de valor para la toma de decisiones se traduce en la generación de valor para la compañía.

En ese sentido, sectores como Energía, Petróleo y Gas, Telecomunicaciones, Seguros, Finanzas e Industria son más proclives a requerir e implementar estrategias integrales de hiperautomatización con el propósito de gestionar la información que proviene de sus diferentes áreas (Operaciones, Ventas, Soporte y Mantenimiento, Servicio al Cliente, Finanzas, Contabilidad, Recursos Humanos y TI).

A %d blogueros les gusta esto: