Los centros de datos (Edge) han llegado: ¿Son suficientemente resistentes?

La migración masiva de aplicaciones críticas de datos tradicionales hacia la nube ha acaparado la atención de analistas, observadores de la industria y partes interesadas de los centros de datos. Sin embargo, mientras la migración de la gran nube transforma la industria de los centros de datos, una revolución más pequeña y menos notoria se ha estado llevando a cabo alrededor de las aplicaciones que no son de nube. Se trata de las aplicaciones Edge o de borde que debido a la naturaleza de la nube, la criticidad de estas ha aumentado significativamente.

Schneider Electric, líder en transformación digital de gestión de energía y automatización, explica al respecto. La nube centralizada fue concebida para aplicaciones donde el tiempo no era absolutamente crucial. Como las aplicaciones críticas se desplazaron a la nube, se hizo evidente que al estar latentes, las limitaciones de ancho de banda, la seguridad y otros requisitos reglamentarios estaban limitando lo qué podía albergarse en la nube y lo qué no. En base a varios casos observados, se advirtió que ciertas aplicaciones existentes -por ejemplo- como el proceso de la planta de producción, y de hecho algunas nuevas aplicaciones emergentes (como las de automóviles, semáforos inteligentes y otras aplicaciones del ‘Internet de las Cosas’ de gran ancho de banda), debían permanecer en el ‘Edge’ o borde.

Teniendo en cuenta la naturaleza de estos cambios rápidos, es fácil para algunos planificadores de centros de datos malinterpretar la tendencia de la nube y nivelar la disminución de la huella y la capacidad del centro de datos on-site  con una menor criticidad. De hecho, debido a la necesidad de un mayor nivel de control, la adherencia a los requerimientos reglamentarios, la baja latencia y la conectividad, en estos nuevos centros de datos de Edge, necesitan ser diseñados pensando siempre en una alta criticidad y disponibilidad.

Schneider Electric ha identificado un problema y es que muchos data center on-site reducidos no están adecuadamente diseñados para asumir su nuevo papel como lugares para datos críticos. La mayoría se organizan como uno o dos servidores alojados dentro de un armario con cableado. Como tal, estos sitios, son propensos al downtime del sistema y a riesgos de seguridad física, y por lo tanto, requieren algún replanteamiento.

La redundancia de sistemas también es un problema con la mayoría de las aplicaciones que viven en la nube, y cuando ese punto de acceso cae los empleados no pueden ser productivos. Los sistemas de borde Edge, al mantenerse en funcionamiento durante estos escenarios de tiempos muertos, ayudan a reforzar la continuidad del negocio.

Pasos que mejoran la resiliencia del Edge

Para mejorar la disponibilidad crítica de las aplicaciones, se recomiendan las siguientes prácticas:

  • Seguridad mejorada. Al entrar en algunas de estas salas de servidores y armarios, normalmente se ven puertas de entrada no seguras y bastidores abiertos. Para mejorar la seguridad:
    • El equipo debe ser trasladado a una habitación cerrada o colocarse dentro de un recinto
    • Se debe tener en cuenta el control de acceso biométrico
    • Para los ambientes ásperos, el equipo se debe asegurar en un ambiente que lo proteja contra el polvo, agua, humedad y el vandalismo.
  • Enfriamiento dedicado. Las habitaciones pequeñas y los closets tradicionales a menudo se basan en el sistema de enfriamiento más cómodo que tenga el edificio. Esto puede que ya no sea suficiente para mantener los sistemas en funcionamiento. Reevalúe el enfriamiento y la humidificación para establecer apropiadamente si se requiere un flujo de aire pasivo, activo o un enfoque de enfriamiento dedicado.
  • Gestión DCIM. Estos ambientes a menudo se dejan solas sin personal o software dedicado para administrar los activos, para asegurar que se eviten tiempos muertos (downtime):
    • Realice un inventario de los métodos y sistemas de gestión existentes
    • Consolide en una plataforma de monitoreo centralizada todos los activos en estos sitios remotos
    • Despliegue el monitoreo remoto cuando los recursos humanos estén limitados
  • Administración de racks. La administración de cables dentro de racks en estas ubicaciones remotas es a menudo un pensamiento posterior, causando desorden de cable, obstrucciones al flujo de aire dentro de los racks, y aumento del error humano durante adiciones, movimientos, cambios. Los racks modernos, equipados con opciones de administración fácil de cables, pueden reducir los riesgos de tiempos muertos no anticipados.
  • Redundancia. Los sistemas de alimentación (UPS, distribución) suelen ser N1 en entornos tradicionales que disminuyen la disponibilidad y eliminan la capacidad de mantener los sistemas en funcionamiento cuando se realiza el mantenimiento, para esto:
    • Considere las rutas de alimentación redundantes para el mantenimiento simultáneo en sitios críticos
    • Asegúrese de que los circuitos críticos estén en el generador de emergencia. Considere la posibilidad de agregar un segundo proveedor de red para sitios críticos
    • Organice cables de red con dispositivos de cable de administración de red (canales, sistemas de enrutamiento y amarres), etiquetas y líneas de red de código de color para evitar errores humanos.

Es necesario que las compañías tengan un enfoque sistemático para evaluar sus centros de datos y micro centros de datos remotos para asegurar la mayor rentabilidad de las inversiones en el Edge.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: